Jugada Mundial

Perú arde en llamas, pero Conmebol confirma partidos de Flamengo y River

¿El show debe continuar? Mientras el país vecino es un caos, desde Asunción ordenan que se juegue y el gobierno da garantías. Serán a puerta cerrada.

El show debe continuar. Es la consigna de la Conmebol cuando de cumplir los calendarios de sus competencias se trata, sin importar qué ocurra en los países miembros. Ya Colombia lo experimentó en 2021, cuando algunos partidos se disputaron, en medio de desórdenes en las calles, producto del paro nacional de mayo y junio del año anterior.

Ahora, el turno es para Perú. Mientras el presidente Pedro Castillo declaró toque de queda en Lima y El Callao, entre otras ciudades, el estallido social contra su gobierno es absoluto, pidiéndole la renuncia. El mandatario se mantiene estoico en el poder, pero cada vez más discutido por el pueblo peruano.

Bajo ese contexto, la Confederación Sudamericana de Fútbol decidió confirmar los partidos de Sporting Cristal vs. Flamengo y Alianza Lima vs. River Plate, ambos válidos por la primera jornada de la Copa Libertadores de América. El Mengao ya está en Lima y deberá jugar esta noche, mientras que el equipo argentino llegaría a la noche a Perú, sin saber qué pasará con su situación.

Lea también

> River amenazó con no viajar a Lima para jugar contra Alianza

> Así quedaron los grupos de la Copa Conmebol Libertadores

> Millonarios, multado y advertido para el futuro por la Conmebol

En principio, los partidos iban a quedar pospuestos, pero la Conmebol no permitió que esto ocurriera y tras reuniones con el gobierno peruano, decidieron seguir adelante. Flamengo y River están dispuestos a disputar el encuentro, por el apremio del calendario. Ambos juegos se disputarán a puerta cerrada.

No obstante, desde la oposición de Castillo ya se habla de boicot a los partidos, que contarán con 2.000 efectivos policiales que, según dijo el gobierno peruano, garantizan la seguridad en el evento.

Los antecedentes en el fútbol sudamericano de una situación parecida pasan por Colombia. Los encuentros Junior-River Plate y América de Cali-Atlético Mineiro se jugaron en Barranquilla, con gases lacrimógenos a las afueras, algo que afectó a los planteles internacionales. Asimismo, en Chile debió cancelarse una final de Libertadores por problemas sociales en 2019, teniendo que ser trasladada justamente a Lima.

Tags

Lo Último


Te recomendamos